Entrenamiento para ciclismo de montaña cuesta abajo

0
2

El descenso es una disciplina de bicicleta de montaña que generalmente se considera inferior, no hay mucho desafío al dejar que la gravedad haga todo el trabajo, ¿verdad? Bueno, no realmente, hay mucho que hacer, incluso más si te gustan las carreras de descenso.

Entrenamiento para ciclismo de montaña cuesta abajo
Entrenamiento para ciclismo de montaña cuesta abajo

Los músculos que no conoces existen sometidos a una enorme presión para mantener la bicicleta en marcha donde quieres que vaya y para mantenerte en la bicicleta. Los músculos necesitan oxígeno para funcionar. Puede que no haya suficiente. El camino es traicionero, se requieren habilidades y reflejos para permanecer en él.

Hay otros corredores a tu lado que compiten contra ti. Debes ser más rápido que ellos. Tendrás que frenar solo cuando sea necesario, no más de lo necesario, y tendrás que pedalear con fuerza para alcanzar esos milisegundos que sopló a través de su calibre o en un giro demasiado amplio. ¿Qué podrías hacer?

La hibernación es para los osos

Va a ser un largo invierno, y va a ser un buen momento para visitar el gimnasio y trabajar en esos músculos. Vaya por menos peso y más repeticiones, ya que esto aumentará la resistencia muscular. Haga ejercicio dos o tres veces a la semana y haga al menos una pausa de un día entre visitas al gimnasio; los músculos se fortalecen después del ejercicio, mientras descansa. Una vez que comience la temporada, no comiences a hacerlo, ya que todas las competiciones importantes se realizan en otoño. Los primeros corredores se utilizan para mantenerse concentrado y para ponerte en el modo de carrera, mientras que la forma más alta debe apuntar a carreras importantes en la última parte de la temporada.

Mejorar habilidades

Cada corredor aspirante debe desarrollar reflejos excelentes y ser capaz de reaccionar al instante, para poder “chasquear”. Esto trae ventaja en los inicios de carrera, que resultan ser cruciales para el curso posterior de la carrera. La mejora del “chasquido” se realiza ya sea simulando razas o haciendo sprints a gran escala (preferiblemente una ligera inclinación) desde un punto muerto. En cualquier caso, el objetivo es comenzar lo más rápido posible y ganar tanta velocidad como sea posible en el menor tiempo posible, lo que nos lleva al sprint. Haga ejercicio con ráfagas de potencia máxima a alta cadencia y periodos cortos (10-20 segundos) y prepárese para abrazar el dolor, ya que esto le dolerá. Debes ejercitar los sprints cuesta arriba y cuesta abajo, y los sprints de pista también son una opción.

Otro aspecto vital de las carreras es la capacidad anaeróbica. El entrenamiento para la capacidad anaeróbica es la peor pesadilla de cada corredor y, como tal, no se puede evitar. Se recomienda ayuda profesional y asesoramiento sobre este tipo de capacitación.

Asegúrese de que su ritmo cardíaco haya disminuido lo suficiente entre las repeticiones (120-125 latidos por minuto)
Recuerde que el ajuste no es igual a experto. La práctica de la habilidad se trata de enfocarse, identificar una debilidad y superarla. Practica todas las habilidades. No olvides ejercitar habilidades fundamentales, ya que nunca dominarás las técnicas avanzadas sin ellas. Sea honesto consigo mismo al reconocer que hace esto o lo que está mal y tratar de mejorarlo.

Tómalo con calma

Las carreras cuesta abajo implican un elemento de riesgo que es poco menos que serio. Tenga cuidado con las lesiones y sepa cuándo vale la pena el riesgo. La lesión de un evento sin importancia puede obstaculizar una gran carrera. También es mucho más divertido tomarse las cosas con calma hoy y volver a viajar mañana que dejar que otros corredores firmen en el elenco de tu cuerpo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here